Por salud, por el medio ambiente y por otras razones más, comer insectos en lugar de otros animales como el puerco, res, pollo e incluso pescado debería volverse un hábito en todas las personas que habitamos la Tierra. Y es que el aumento en el consumo de animales de cría y ganado literalmente esta matando a nuestro planeta.

Es por eso que a continuación te damos algunas razones a tomar en cuenta la próxima vez que pidas 3 tacos de pastor con todo en lugar de 2 de grillo con mucho limón:

1. Los insectos son fuente natural de proteína y aportan mucho más valor nutritivo

proteina1

Insectos como grillos o gusanos de harina aportan mayor número de nutrientes (Vitamina B12, hierro, calcio y zinc incluidos) que otros animales en relación a su peso y proporción, esto en parte debido a que se pueden comer enteros, con huesos y todo.

2. Comer insectos es más sustentable para el planeta

sustentable1

Los procesos actuales de cría de animales de granja para consumo humano son ineficientes en muchas maneras, una de las más importantes es la producción desmedida de CO2 que las heces de estos animales producen naturalmente. Se estima que el 18% de las emisiones globales de gases de efecto invernadero provienen de estos criaderos.

Los insectos por otra parte no requieren de muchos recursos para su crianza (tierra, espacio, etc.), además de que, al ser de sangre fría requieren de menos alimento para mantenerse a si mismos.

3. En realidad no saben tan mal como se piensa (Viscosos pero sabrosos)

insectos1

Este punto puede ser debatible pero parece más una creencia o mito que todos los insectos saben mal, en muchos países y culturas se han perfeccionado técnicas o ‘recetas’ de preparación para mejorar su sabor. En lo personal puedo decir que al menos los grillos fritos con limón y sal saben bastante bien.

4. Al comer insectos disminuye drásticamente el riesgo de contraer enfermedades por consumo de animales

gripe-aviar

¿Cómo olvidar la AH1N1? Las enfermedades zoonóticas como la gripe aviar o la enfermedad de las vacas locas han sido un problema grave derivado del consumo de vacas, pollo, etc. Con los insectos es diferente, según la Organización para la Alimentación y Agricultura de la ONU (FAO por sus siglas en inglés) hasta ahora no se conocen enfermedades derivadas del consumo de insectos.

5. Los insectos pueden ser una opción Económica en varios sentidos

insectos-economia

Según un estudio de la ONU, a parte de su valor nutricional, los insectos pueden ser una buena opción económica.

La recolección de insectos y su crianza a nivel del hogar o la escala industrial puede ofrecer importantes oportunidades de subsistencia para las personas.

Ya sea para recolección, crianza, venta o consumo, los insectos son una alternativa económica muy interesante para los países en desarrollo y para los ya desarrollados.

¡Hakuna matata!