Le color de un logo puede significar mucho para una marca. Incluso, este se considera el arma más poderosa con la que cuenta un diseñador. Sin embargo, la forma puede determinar si los logos de marcas tendrán éxito o no.

Las forma y colores desencadenan procesos en la mente

Al ver colores y formas, diferentes emociones son evocadas en nuestra mente, pensamientos y percepciones. Es por esto que escoger los elementos adecuados es vital para atraer a los clientes que una compañía desea. Por supuesto, estas decisiones no se hacen al azar, pues se considera la edad, cultura y género del consumidor.

Forma

El cerebro humano está diseñado para reconocer formas simples y complejas sin que nos demos cuenta. estas impresiones en nuestra mente duran por mucho tiempo y hacemos relaciones en una fracción de segundo. El ejemplo perfecto está en marcas como Nike y McDonald’s.

Las figuras deben de estar cuidadosamente seleccionadas para despertar la reacción adecuada en las personas indicadas.

Círculos

Esta figura proyecta fuerza, cooperación y este es el motivo por el que son utilizados en los Aros Olímpicos. El mensaje para los diseñadores era claro: cinco continentes llegando en unidad interminable.

Triángulos

El mensaje principal de esta figura es el peligro y el poder. Generalmente se utilizan cuando el objetivo es una población masculina o en temas religiosos o científicos.

Cuadrados

Es la figura mas versátil para utilizar en un logo. El hecho de que cuente con líneas verticales y horizontales le da un balance que lo hace confiable para toda ocasión. El peligro está en que si no utilizas los colores y gradientes adecuados, puede resultar aburrido.

Curvas

Solubilizadas cuando quieres evocar respuestas positivas y agradables como la ternura, amistad y amor. También se utilizan para esconder de manera sutil una sonrisa.

Diagonales

Es la forma más fácil de comunicar energía y emoción. Debes de utilizarlas con moderación, pues pueden llegar al espectro del peligro.

Líneas horizontales

Lo que comunican es compostura, seriedad y estabilidad. Se utilizan en ocasiones para balancear el mensaje de dinamismo que las líneas diagonales representan.

Líneas verticales

La estabilidad es lo primero que viene a la mente al ver estas figuras, además del balance. Son uno de los recursos más utilizados por corporaciones que buscan proyectar confianza y eficiencia. En ocasiones pueden percibirse como frías, agresivas y dominantes.

Como verás, cada forma lleva a nuestra mente un mensaje oculto del cual te puedes aprovechar para ganar la confianza de los clientes a los que está dirigido un producto. Es simplemente increíble cómo nuestra mente nos juega trucos y hace que pensemos que las decisiones son nuestras, cuando en realidad están condicionadas desde el momento en que nacemos.