La videovigilancia es importante incluso si vives en un vecindario seguro. Nunca se sabe lo que puede salir mal, y cuando lo hace, es tan bueno tener evidencia en video. Desafortunadamente, los sistemas de cámaras de seguridad para las casas son algo caros en muchos casos.

Una manera de ahorrar mucho dinero es crear una red de videovigilancia con webcams, ya que son económicas y puedes comprar varias por el precio de una cámara de seguridad. También puedes configurar smartphones viejos para esto.

Software para configurar una webcam como cámara de videovigilancia

La parte difícil es controlar todas esas webcams. Pero en manos del software correcto es realmente sencillo. Gracias a los siguientes programas podrás hacer cosas como grabar permanentemente, detectar movimiento, recibir notificaciones si hay intrusos, etc.

Aplicaciones de videovigilancia gratuitas

Ivideon

Simplemente instala el software de Ivideon Server en un ordenador con webcams. El programa se ejecuta en segundo plano y controla todas las webcams, que se pueden ver utilizando una interfaz web de Ivideon o una de sus aplicaciones móviles. Las cámaras IP también son compatibles.

ZoneMinder

ZoneMinder es una solución completa de vigilancia para sistemas Linux que puede monitorear, grabar y analizar cámaras caseras de todo tipo. Es lo suficientemente potente para el uso comercial, pero también lo suficientemente fácil para los usuarios domésticos. Obviamente, es software de código abierto.

iSpy

Quizás la que más funciones tenga de las opciones gratuitas de esta lista. Consta de dos partes: la primera, el software iSpy que se ejecuta en el equipo, y la segunda, iSpyConnect para conectarse de forma remota, ver las cámaras web desde cualquier lugar y recibir alertas.

ContaCam

ContaCam es una sencilla aplicación diseñada para el uso de recursos ligeros, lo que la convierte en una opción viable para computadoras antiguas. Aunque te perderás algunas funciones como la integración de almacenamiento en la nube, ContaCam será más que suficiente para la mayoría de usuarios.

Aplicaciones de videovigilancia de pago

Blue Iris

La curva de aprendizaje de su interfaz es un poco más complicada, pero Blue Iris ofrece muchas características que no están disponibles en alternativas gratuitas u otras opciones de pago. Precio: 30 dólares (1 cámara) | 60 dólares (hasta 64 cámaras).

Sighthound Video

Sighthound Video es prohibitivamente costoso para los usuarios medios, pero si quieres tomarte la videovigilancia realmente en serio (y cámaras de alta definición), no hay mejor solución.  Precio: 60 dólares (2 cámara) | 250 dólares (todas las cámaras que quieras).