A veces, simplemente necesitas un poco de agua. Y Donald Trump también. El problema surge cuando se te olvida cómo agarrar una botella y te conviertes en el meme del día.

Mientras hablaba animadamente en la Casa Blanca sobre sus 11 días en el extranjero, Trump paró un segundo para agacharse a buscar agua detrás del podio. Aunque no la encontró en un primer momento, acabó consiguiendo la botella en un lateral.

Lo curioso es que se aferró a ella de la manera más extraña, como tratando de mantener la botella alejada de su cuerpo y fuera de la vista de la cámara mientras abría la tapa antes de tomar algunos tragos.

Obviamente, la comunidad de r/photoshopbattles no pudo dejar pasar la oportunidad: